Italiano Español Nederlands Français
Home arrow América Latina ▸ arrow Noticias desde el Paraguay arrow “No se debe bajar la guardia”
Imprimir Enviar a un amigo

 

 

 

"No se debe bajar la guardia"



 

Representantes de la firma encargada de la producción de la vacuna contra el dengue, que Paraguay aprobó este martes, destacan la alta efectividad de la misma. Aun así, aclaran que "no se debe bajar la guardia" en la limpieza y erradicación de mosquito.

Paraguay se convirtió este martes en el sexto país del mundo en aprobar la utilización de la vacuna contra el dengue. El anuncio fue dado a conocer a través de un comunicado de prensa de Sanofi Pasteur, la división de vacunas del laboratorio europeo Sanofi, firma que desarrolló la vacuna.

"Para que una vacuna pueda ser candidata a que se le otorgue un registro, como pasó en Paraguay, la misma debe haber pasado por una serie de controles y fases", comenzó explicando el Dr. César Mascareñas, director global para Dengue de Sanofi Pasteur, desde México, en conversación telefónica con ABC Color.

Mascareñas señaló que en el caso de esta vacuna, se completó la tercera fase, en la que se debe mostrar la efectividad de la misma. En ese sentido, el profesional agregó que la vacuna demostró una eficacia del 93 % para prevenir la enfermedad grave, del 80 % para la hospitalización y del 66 % de enfermedad leve. "Como se demostró en estudios clínicos, la información se presenta a la autoridad regulatoria y esa autoridad es la que determina si se da ese registro", apuntó.

La vacuna, indicó, contiene cuatro virus atenuados para provocar anticuerpos contra los diferentes serotipos que provocan la enfermedad del dengue. "Aunque es  una sola enfermedad y una sola familia de virus, hay cuatro serotipos de virus. Con esto, previene la enfermedad de los cuatro serotipos, son virus que están vivos, atenuados, que no provocan la enfermedad", puntualizó el profesional. Debido a la existencia de varios serotipos del virus, la vacuna debe ser aplicada en tres dosis.

Mascareñas señaló que la vacuna es aplicada principalmente en áreas endémicas y que, de hecho, las recomendaciones de la OMS para su utilización hablan de la necesidad de su distribución primordial en las zonas en las que se registra la mayor cantidad de casos. "Será decisión del Ministerio de Salud la forma en la que se utilizará", aseveró.

Dos décadas de investigación

"Es una enfermedad muy compleja y provocada por cuatro serotipos, por lo tanto el desarrollo de una vacuna no es sencillo. Iniciamos las investigaciones en 1994 y cada una de las fases lleva tiempo considerable", recalcó.

Actualmente, la vacuna que ofrece este grupo laboratorial europeo es la única en el mundo que pasó por todos los procesos de control.

No bajar la guardia

"La vacuna viene a ser una herramienta más en la estrategia del control y la prevención del dengue. No se debe bajar la guardia para disminuir y se debe seguir trabajando en la limpieza y eliminación de criaderos", señaló, además.

Actualmente, son unos 100 países los que reportan casos de dengue y se estima que alrededor del 50 % de la población está en riesgo de sufrir la enfermedad.

"Así como se demostró la eficacia, también se demostró la seguridad. Estamos hablando de una vacuna bastante segura. Es una vacuna que no se puede utilizar en mujeres embarazadas, ni en pacientes bajo tratamientos inmunosupresores", sentenció.



© ABC Color - 16 de agosto de 2016
    Fotos a cargo de la redacción de www.missionerh.it

  
 

17/08/2016
 

Sitio de la Comunidad misionera Redemptor hominis