Italiano Español Nederlands Français
Home arrow América Latina ▸ arrow Noticias desde el Paraguay arrow El arte al servicio de la fe
sito ufficiale

  ¡ADVERTENCIA! ESTE SITIO ES UN ARCHIVO - HAGA CLIC AQUÍ PARA IR AL NUEVO SITIO

 
Imprimir Enviar a un amigo


Noticias desde el Paraguay




EL ARTE AL SERVICIO DE LA FE


 

El Museo"San Rafael" de ItauguáA pocos kilómetros de Ypacaraí, en la ciudad de Itauguá, se encuentra el Museo parroquial de arte colonial, religioso y antropológico, "San Rafael". Primero en su género en el Paraguay, debe su fundación a monseñor Mariano Celso Pedroso, quien, como cura párroco, en 1962 inició la colección, para salvar los restos de la antigua Iglesia colonial de la Misión franciscana itauguense y su patrimonio artístico. El Museo lleva el nombre de la imagen del arcángel Rafael, la más antigua obra franciscana de la colección, que data del año 1600. Su fundador, doctor en filosofía en la Pontificia Universidad Gregoriana de Roma, poeta, escritor, músico, docente de literatura, miembro de la Academia de lengua y cultura guaraní, estudioso del arte nativa y de antropología cultural, ha sido, entre muchas otras cosas, consejero del Comité internacional de defensa del arte colonial interamericana (Chicago - EE.UU.).

Entrando en el Museo, nos hundimos no solo en la historia de la evangelización del Paraguay, sino también en la de toda América Latina. El culto de las imágenes representa plásticamente el camino recorrido por la Iglesia en este continente. Ante todo, por los autores: se unen, a veces en una sola obra, la mano de los primeros misioneros de las Reducciones franciscanas, y luego jesuíticas, con la del artista nativo. El arte representa así la transmisión de la fe.

En las imágenes, en la madera modelada, se imprimen la devoción y la oración de hombres concretos, y también sus historias y sus sufrimientos. Ellas,El Museo"San Rafael" de Itauguá además, representan el rostro ambiguo de una evangelización que, a través de las imágenes, ha conquistado a las personas, no solo para la fe, sino también para la causa de la colonización.

También hoy, la presencia del culto de las imágenes sagradas en el Paraguay, tan arraigado, tiene que ser objeto de un análisis serio y de una nueva evangelización, para que también la religiosidad popular se purifique y renueva, de manera que el pueblo sepa vivir auténticamente la fe católica.

En este rincón escondido del planeta, sorprende ver que están presentes santos de todos los continentes, que no fueron amados solamente por los misioneros, como san Francisco Javier, patrón universal de las misiones, sino que han entrado a formar parte también de la tradición religiosa del pueblo paraguayo. A través de las imágenes ha sido posible relatar a poblaciones diferentes la historia de los cristianos de cada latitud, ejemplos de vida para todas las culturas, que testimonian el valor de la historia universal de la salvación y de sus diferentes aspectos.

El Museo"San Rafael" de ItauguáMons. Pedrozo utilizaba las imágenes en la catequesis. Efectivamente, como nos recuerda San Basilio el Grande, "lo que de la historia el sermón presenta a través de la escucha, la pintura, por imitación, lo pone silenciosamente bajo los ojos". Por eso, están presentes las representaciones de muchos momentos de la vida de Jesús y María. Además, particularmente significativa es la colección de "La Gloria de los Santos", donde, alrededor de una representación de la Trinidad, están reunidas las imágenes de la Virgen, de san José, de los Apóstoles, de los Fundadores de las Órdenes Religiosas, de los Confesores de la fe, de las Vírgenes y de los Mártires.

La mano y el genio del pueblo, los colores hechos con elementos de la naturaleza y la fe, juntos han dibujado, impreso, pintado y llenado de sentido el entorno religioso de varias épocas.

El Museo recoge también objetos que representan las actividades de la vida campesina tradicional, con sus herramientas domésticas, los instrumentos musicales típicos, los muebles y también las armas, símbolo estas de las guerras y los sufrimientos de esta región.

Una sección muy interesante está dedicada a la artesanía del Ñandutí (palabraEl Museo"San Rafael" de Itauguá guaraní que significa "telaraña"), honor de la ciudad de Itauguá. Esta técnica especial de tejer el hilo como una "telaraña" fue desarrollada de manera extraordinaria en el Paraguay, con dibujos muy elaborados. Algunos de ellos son obra del mismo Mons. Pedrozo que favoreció el desarrollo de esta arte, utilizándola también para los paramentos litúrgicos, en una auténtica dinámica de inculturación, donde la fe y la cultura se fortalecen recíprocamente.

El Museo encierra un considerable patrimonio artístico y cultural, que demuestra cómo el cristianismo, rectamente entendido, no está llamado a destruir la cultura humana, sino a asumirla, enriquecerla y elevarla.







28/03/07
 

Sitio de la Comunidad misionera Redemptor hominis