Italiano Español Nederlands Français
Home arrow Perfiles misioneros y espirituales arrow El Cristo bajo el velo del islam/1
Imprimir Enviar a un amigo


 

 

 

  EL CRISTO BAJO EL VELO DEL ISLAM/1

Louis Massignon y los musulmanes



Louis Massignon es tal vez el más grande islamólogo del siglo XX. Pero, sobre todo, es un místico del itinerario original, que encuentra de nuevo su fe cristiana, después de una juventud disoluta, gracias al contacto con el islam, como había ocurrido a Charles de Foucauld, quien se reconocerá en él hasta el punto de designarlo como propio sucesor espiritual.

Maestro de generaciones de orientalistas, él ha renovado la mirada del Occidente sobre el islam. Consejero de tres Papas, está entre los grandes inspiradores de los párrafos que se refieren a los musulmanes del decreto conciliar Nostra ætate, sobre las relaciones con los pertenecientes a las religiones no cristianas.

Pero, reducir su función a pionero o precursor sería restrictivo. Su pensamiento revela, en efecto, esa fecundidad siempre nueva que pertenece solo a quien ha alcanzado los picos más elevados de las vicisitudes humanas.

 

Bagdad, 1908. Louis Massignon está en Mesopotamia para una campaña arqueológica, la segunda después de un período pasado en Egipto, como miembro del Instituto Francés de Arqueología Oriental  de El Cairo. Es en El Cairo donde, casualmente, él había descubierto la figura de al-Hallâj, un místico musulmán del siglo X, que sufrió el martirio por haber afirmado la posibilidad de un amor recíproco entre Dios y el hombre: "Somos dos espíritus fundidos en un solo cuerpo". Massignon así había decidido hacer de al-Hallâj el argumento de su tesis de doctorado, prefiriéndolo "por espíritu de contradicción", como escribió al padre, a la cultura muerta de las prestigiosas excavaciones en Lúxor, que le había encomendado Gaston Maspero, uno de los más grandes egiptólogos de la época, padre de Henri, su amigo íntimo desde los tiempos del bachillerato.

Aprovechando la ocasión de una misión arqueológica en Mesopotamia, el joven Massignon había intuido la posibilidad de acercarse mayormente a al-Hallâj, visitando los lugares en que había vivido y había sido condenado a muerte, encontrando a maestros espirituales que transmitían su enseñanza, y consultando manuscritos de otra manera inaccesibles.

En Bagdad se aloja en un barrio exclusivamente árabe, huésped de los Alussi, una familia de literatos y personalidades religiosas, que se hace su garante ante las autoridades turcas. Come y viste a la manera local, prefiriendo el fez y el keffiah al casco colonial, y se sumerge en la vida de la población. La "revolución copernicana" en la aproximación a la civilización musulmana que quiere realizar le causa el escarnio de la comunidad local de los europeos. Aunque siendo ligado, desde más de dos años, a una joven actriz parisiense, en su "rabia laica de comprender" la civilización árabe, superado cierto asco inicial, experimenta las relaciones homosexuales, después de que un consejero, en Egipto, le ha hecho creer, más que discutiblemente, que serían un medio  para conocer mejor el mundo árabe. Lector de Schopenhauer y de Nietzsche, su voluntad de potencia y de superación lo lleva a cometer indistintamente el bien y el mal, "para no excluirme de nada, ni de las delicias ni de la dureza".

"La visita del Extranjero"

Massignon, que había llegado agnóstico a Mesopotamia, ha salido de allí profundamente cristiano, después de pocos meses de permanencia, a consecuencia de un encuentro místico que luego ha orientado toda su vida hasta la muerte. Massignon definió este trastorno interior "la visita del Extranjero", que sucedió en medio de una deplorable situación moral y de peligros que hacían temer por su vida, de los cuales pudo salvarse gracias a sus huéspedes árabes, quienes tuvieron fe a la palabra dada de hacerse garantes para él.

Las circunstancias en que sucedió este descubrimiento suyo de Dios, en una "noche de fuego" que sugiere una comparación con Pascal, determinaron luego los grandes temas de su reflexión sucesiva y de su espiritualidad.



ESQUEMA BIOGRÁFICO


1883
25 de julio. Nace en Nogent-sur-Marne en una familia de artistas.

1893-1899
Estudios secundarios en París en los Liceos Montaigne y Louis-le-Grand.
1901 A los 17 años, primer viaje a los países musulmanes (Argel).
1902 Licenciatura en Letras.
1902-1903 Servicio militar en infantería. Última confesión y último rezo de la juventud.
1904 Primer viaje a Marruecos.

1905
Diploma de árabe literario y de árabe dialectal magrebí, en la Escuela de Lenguas Orientales.

1906
Nombrado miembro temporal del Instituto Francés de Arqueología Oriental de El Cairo. Primera carta de Charles de Foucauld: "Rezo por usted".
1907-1908 Misión arqueológica en Mesopotamia.

1908
Entre el 3 y 4 de mayo: conversión. Repatriación a Francia. Comienzo de una larga correspondencia con Paul Claudel.
1909 Estudios de filosofía en El Cairo (al-Azhar).
1911 Encuentra a Charles de Foucauld en París.
1912-1913 Profesor en la nueva Universidad de El Cairo.
1914 Matrimonio con Marcelle Dansaert-Testelin, su prima. Tendrán tres niños.

1916
Charles de Foucauld le escribe su última carta, poco antes de ser asesinado.

1914-1918
Primera Guerra Mundial en el frente de Oriente: Dardanelos, Macedonia, Serbia.

1919
Adjunto al Alto Comisario Picot, encargado de los acuerdos sobre el Oriente Próximo. Encuentra a Lawrence de Arabia. Contribuye a fundar el reino de Siria, proyecto que fracasa después de seis meses.

1919-1924
Profesor suplente en el Collège de France. Director de la "Revue du monde musulman".
1922 Sostiene la tesis de doctorado sobre al-Hallâj.
1926-1954 Profesor de Sociología musulmana en el Collège de France.
1929-1962 Cursos vespertinos para los obreros norteafricanos.
1931 Se vuelve terciario franciscano. Encuentra a Gandhi en París.
1933 Miembro de la Academia de Lengua Árabe de El Cairo.
1934 Fundación de la badaliyya.
1939 Movilizado como miembro del Estado Mayor.

1945-1946
Enviado por De Gaulle al Oriente Próximo para volver a anudar las relaciones culturales.
1948 Audiencia con Pío XII. Obtiene pasar al rito melquita.
1950 Consagrado sacerdote en el rito melquita.
1959 Audiencia con Juan XXIII.
1962 31 de octubre: muere.

 

 

"Massignon era un hombre de una grandeza singular y de un genio extraordinario. Todos los que se han acercado a él han recibido de su espíritu alguna chispa vivificante. El haber sido, por largos años, uno de sus amigos más íntimos es, para mí, un don del cual le agradezco a Dios.

Maravilla en él la unidad radical de la ciencia más erudita, más profundizada e investigada, con una devorante sed mística de justicia y de absoluto y una fe extraordinariamente recta y pura. Él ha amado el islam –para el islam mismo y sin ningún segundo fin de proselitismo–, como cristiano apasionado. Una sed de justicia que se extendía a todos los hombres y a todos los perseguidos, y que, arraigándose en las profundidades del Antiguo Testamento como en las profundidades del Evangelio, tenía, si puedo decir así, un carácter abramítico, verificable en todo el comportamiento de Louis Massignon. Toda su vida está bajo el signo del sacrificio. Era sin piedad para con sí mismo...

La grandeza no existe sin la humildad, y la de Massignon era extrema. Me acuerdo de una docta conferencia en San Luis de los Franceses, en Roma, donde entonces yo residía, durante la cual, delante de cardenales atónitos, se puso a hablar de su personal conversión y de los errores de su vida pasada. ¿Qué importaba?, se trataba de dar testimonio".

Jacques Maritain

 

 
 

Referencias bibliográficas: 

Keryell Jacques, Il giardino di Dio. Con Louis Massignon incontro all'islam, EMI, Bologna 1997.

Massignon Daniel, Voyage en Mésopotamie et conversion de Louis Massignon en 1908, en "Islamochristiana" 14 (1988) 127-199.

Massignon Louis, La Passion de Husayn Ibn Mansûr Hallâj. Martyr mystique de l'Islam. Étude d'histoire religieuse, 4 vol., Gallimard, Paris 2010.

Ventura Alberto, Il crocefisso dell'Islam. Al-Hallaj, storia di un martire del IX secolo. A cura di G. Caramore, Morcelliana, Brescia 2000.


Michele Chiappo

(Traducido del italiano por Luigi Moretti)

 




17/07/2017
 

Sitio de la Comunidad misionera Redemptor hominis